Retorno de inversión con SAP

Mucho se lee que el SAP es la salvación de toda empresa, que incrementa la eficiencia y la eficacia y que además reduce los costes. ¿Es esto cierto? La realidad indica que si una empresa está mal administrada no por utilizar SAP mejorará su desempeño. Hay que tener presente que SAP es una herramienta pero no una fuente de milagros administrativos y empresariales.

Cómo medir el retorno de inversión al implementar SAP

El ratio más conocido es el ROI (retorno de inversión) y es uno de los mejores para lograr tener una idea acerca de los beneficios que se logran al contratar esta tecnología. Este valor indica cuánto tiempo tardará la empresa en obtener ganancias de su inversión realizada en tecnología.
Para hacer este cálculo, una vez más es indispensable conocer cuál es el impacto que tienen los problemas actuales de la empresa en la rentabilidad de la misma. Por ejemplo, que coste implica el tener errores en la facturación, demoras en los proceso por cobrar e incluso por pagar. Estos datos en ocasiones cuestan conseguirlos pero es importante que antes de embarcarse en una inversión de tal magnitud se analicen los detalles cuidadosamente para así no gastar de más ni en cosas que no son necesarias.

Puntos claves para calcular beneficios:

Productividad: se logrará que los empleados mejoren sus resultados gracias a la optimización y a la reducción de tiempo de producción.
Costos de mano de obra: se podrá prescindir de una cantidad de empleados gracias a la automatización de algunas tareas.
Performance financiera: los informes financieros que se obtendrán serán muchísimo más precisos y certeros que los que se realizaban con anterioridad.
Gestión de stocks: si se controla con mayor eficacia el stock es posible mejorar los movimientos del mismo al tiempo que se reducen los costos por tener productos con rotación escasa o muy lenta.
Precios: los informes financieros permiten tener una visión real de los costos totales de una empresa y con esto se logra mejorar los márgenes de servicios y producción.
Ventas por cliente: junto con la utilización de software CRM (control de gestión de clientes) es posible incrementar las ventas por cliente, lograr afianzar al relación con ellos y así reducir el índice de rotación de clientes.
Mantenimiento y soporte de la tecnología: es posible que ciertos gastos relacionados con sistemas anteriores sean reducidos lo que implicaría un ahorro.
Optimización de procesos: conociendo todos los procesos será posible determinar cuáles podrán ser eliminados sin que ello afecte a la rentabilidad y correcto funcionamiento de la empresa.
Estos son solo algunos de los puntos que se pueden tener en cuenta pero es importantísimo recalcar que SAP no es la panacea. Y en muchas ocasiones resultan ser mayores los costes que los beneficios que trae consigo.
SAP no es el sistema ideal para cualquier empresa en ocasiones un software a medida y especial es muchísimo más efectivo y en ocasiones más económico. Todo depende de la empresa y de sus requerimientos.
Antes de contratar SAP es recomendable que analice el tema con consultores de software especializados.

¡¡Divulga esto!! Puedes ayudar muchas personas

Comenta

Tu email no será publicado. Required fields are marked *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>